3.4.14

BASUREROS SIN RIENDA...

Vertedero de Picachos no se cerrará, todavía tiene vida útil: Robles Peiro

• Tres procesos jurídicos generan a Zapopan multa por más de 2 millones de pesos
El vertedero requiere un manejo especial para reducir el impacto ambiental. Foto Arturo Campos Cedillo
El vertedero requiere un manejo especial para reducir el impacto ambiental. Foto Arturo Campos Cedillo
Paola Rodríguez.- A pesar de las complicaciones y daños ambientales que ha generado su funcionamiento durante los últimos años, el vertedero de Picachos no será cerrado, informó el alcalde de Zapopan, Héctor Robles Peiro.
Robles Peiro dijo que una vez que se realicen las obras programadas a corto y mediano plazo, al vertedero aún le queda vida útil y hasta podría convertirse en un ejemplo a seguir a nivel estatal.
“No se va a cerrar porque el vertedero tiene una vida útil y el vertedero se puede convertir en un ejemplo de residuos sólidos en las Zona Metropolitana, pero eso requiere intervenciones”, declaró el presidente.
En este sentido la secretaria de Medio Ambiente y Desarrollo Territorial (Semadet), Magdalena Ruíz Mejía, presentó un programa de regularización y mejora de la operación de Picachos y dijo que ya se instaló un mesa de trabajo que será permanente.
Para las trabajos de corto plazo, el municipio tendrá que hacer una inversión de más de 9.5 millones de pesos que estarán dirigidos a realizar las obras a modo de prevención por el próximo temporal de lluvias; también se hará una gestión para obtener un millón 765 mil pesos por parte de la federación para equipamiento, obras y estudios técnicos.
Robles Peiro indicó que ya hay obras que se están ejecutando o que, de hecho, ya se hicieron, como el desazolve del canal pluvial por donde bajan los lixiviados, así como la excavación de una zanja transversal para tener un mayor control sobre los lixiviados para la que se invirtieron 1.5 millones de pesos.
Pero también está proyectada la reparación de maquinaria propia, la compra y reparación de bombas para la recirculación de lixiviados, la actualización del manual operativo, así como la realización de diversos estudios de tipo topográfico, hidrológico, hidráulico y de mecánica de suelo.
Una vez concluido, el siguiente paso es la gestión de recursos para poder realizar las obras de mediano plazo con las que, según indicó Ruíz Mejía, una vez listas, Picachos podría ser nombrado un Relleno Sanitario, pues ya estaría operando dentro de la NOM-083-Semarnat-2003 que regula sobre la materia de residuos urbanos y manejo especial.
“Queremos que sea más prospectivo y no se quede sólo en el cumplimiento de la norma sino que valga la instalación de tecnologías a una planta de compostaje de valorización, que tenga otros elementos, pero sí queremos que este proceso a mediano plazo nos lleve al cumpliemiento irrestricto de NOM-083”, comentó la secretaria.
Durante la segunda etapa, el municipio realizará una inversión con menos de un millón de pesos que serán utilizados para la realización de monitoreos y programas de mantenimiento en la maquinaria del vertedero, así como en la capacitación del personal que opera el tiradero de Picachos.
Sin embargo, la Semadet buscará gestionar alrededor de 30 millones de pesos para realizar las obras de mediano y largo plazo como la clausura y abandono de la celdas 1, 2 y 3; la construcción de dos fosas para el almacenamiento de lixiviados y de una planta de compostaje.

Proepa impone multa a Zapopan por más de 2 millones de pesos
La semana pasada se dio a conocer que el vertedero tenía tres procesos jurídicos activos con la Procuraduría Estatal de Protección al Ambiente (Proepa), dos de ellos abiertos desde el 2010 y uno más desde 2013. Estos expedientes desembocaron en una multa para el municipio de más de 2 millones 400 mil pesos, que fue dictada el pasado primero de abril.
Magdalena Ruíz, titular de la Semadet, indicó que estos procesos fueron abiertos por la falta de desazolve, el incumplimiento del manejo de los residuos y la falta de control sobre los límites en fosas que continen los lixiviados.
Sin embargo, esta multa podría ser condonada, siempre y cuando el municipio muestre interés por revertir o remediar la situación, es decir, si el municipio comprueba que sí realizó la inversión de 9.5 millones de pesos en obras preventivas.
“Todos los municipios y cualquier tipo de persona que tenga la voluntad de invertir en remediación, mediante un proceso administrativo ejecutado por Proepa tenemos la posibilidad de hacer este proceso de conmutación. El municipio nos puede pedir a nosotros y se le condiciona. Es un muy buen proceso porque hace que ese dinero se vaya de manera directa a remediación”, explicó la funcionaria.