24.4.14

EL ZAPOTILLO...


Jalisco debe tener “visión solidaria”; el agua del Río Verde no es suya: Oliva

• “El país tiene que crecer con proyectos regionales, no estatales” Julio Ríos.- Con el razonamiento de que los recursos naturales, y particularmente el agua, no tienen dueño, y aduciendo que las necesidades deben solucionarse mediante proyectos regionales, el ex gobernador de Guanajuato, Juan Manuel Oliva, justificó el proyecto de la presa El Zapotillo, que dotará de agua al vecino estado y defendió el convenio que firmó con Emilio González Márquez, a pesar de que es desventajoso para Jalisco, pues le arrebata el 72 % del líquido que debe corresponderle por aprovechamiento del caudal del Río Verde.
“El agua no viene de Jalisco. El agua viene de otros estados también y va hacia otro lugar. En Guanajuato (por ejemplo) las aguas que escurren se vienen a Chapala, y las dejamos pasar”. Con esa frase Juan Manuel Oliva, quien ahora busca ser secretario general del Comité Ejecutivo del Partido Acción Nacional (PAN), justificó el proyecto y apeló a que Jalisco debe tener “visión solidaria”, tal como la tuvo Guanajuato cuando construyó en su territorio una presa que le da agua a San Luis Potosí, y de paso a Celaya y San Miguel de Allende.
Y aunque recordó que el proyecto no sólo beneficia a Guanajuato sino también a 14 municipios alteños y a la Zona Metropolitana de Guadalajara, lo que no dijo Oliva es que según el acuerdo firmado en 2007, se modificaron los volúmenes de agua inicialmente declarados en 1995 como reservas del estado de Jalisco, que sólo se quedaría con 104 millones de metros cúbicos del Río Verde, mientras que Guanajuato se lleva 387 millones 976 mil.
“Hay bienes superiores. En Guanajuato lo hicimos así porque creemos que así debe ser. No podíamos negarle el agua a San Luis Potosí. Ese fue el tema y lo hicimos de una manera subsidiaria, porque creemos que el país tiene que crecer con proyectos regionales, ni estatales, ni municipales porque ni los estados ni los municipios se bastan a sí mismos. Hay recursos que hay en otro lado, que no tiene un estado y que hay que ir por ellos.
–Sin embargo productores alteños y líderes sociales de Jalisco se quejan de lo desventajoso del convenio que da a Guanajuato el 72% de lo que originalmente le tocaba del Río Verde.
–Tengo entendido que es más (para Jalisco). Pero aquí el tema… ¿El agua de dónde viene? El agua no viene de Jalisco. El agua viene de otros estados también y va hacia otro lugar. Como en Guanajuato las aguas que escurren se vienen a Chapala, y las dejamos pasar. Creo que es un tema de solidaridad regional. En ese sentido nosotros acordamos con San Luis Potosí, hicimos el trabajo correspondiente, se construyó la presa en el estado de Guanajuato y dijimos: ‘adelante’. Yo creo que las regiones del país deben promover su desarrollo y en ese sentido equilibrar la viabilidad y los desarrollos de los núcleos urbanos, cuidando obviamente los derechos y a los habitantes de las zonas afectadas.
Oliva consideró que para los productores alteños el tema del agua de El Zapotillo debe ser un aliciente y que los recursos para poder sumarse a la distribución de ese líquido deben surgir de una vinculación de los tres niveles de gobierno, y recordó que en Guanajuato, el estado pondrá más de mil millones de pesos para el proyecto, al igual que el municipio de León, y la federación aportará también una gran cantidad de recursos.
Descartó que El Zapotillo signifique privatización de agua jalisciense en favor de Guanajuato.
“Yo respeto cómo se resuelven los temas en Jalisco. Yo cuando fui gobernador de Guanajuato resolví lo que tenía que resolver con el tema de San Luis Potosí.”
–¿Pero cuando resolvieron en Guanajuato afectaron habitantes allá?
–Nosotros estamos pidiendo que se respete a las personas que son propietarios de las parcelas, de las comunidades. Y en este caso hay un proyecto que se autorizó y los habitantes han decidido que una tercera instancia resuelva, y que lo que resuelva se acepte.